La fascinante historia de las labradoritas

Ultimamente parece que las labradoritas aparecen por todas partes. No hace ni dos años, era una total desconocida para mi. Pero es de esas piedras, o de esas cosas en general, que tal vez al principio no te llama la atención, pero que cuando te captura,  cuando la ves brillar, ya no puedes dejar de fijarte en ella.

Incluso en la wikipedia le describe como un mineral ” en apariencia feo, su encanto está comprobado cuando lo giramos para observarlo desde la posición adecuada hasta que destella su brillante iridiscencia”.  Decir que en apariencia es feo me parece excesivo , pero es cierto que cuando la luz le hace brillar, tiene un brillo iridiscente (labradorescencia se llama en este caso) que la hace una de las más espectaculares entre las piedras semi preciosas que se utilizan en joyería.

IMG_7398

Su nombre se debe a que se descubrió por primera vez en la Península de Labrador en 1770, en el este de Canadá. Desde entonces se ha descubierto y explotado en otros lugares, sobre todo en Finlandia, Madagascar, Australia, México, Noruega, Rusia y los EE.UU..

LAs hay en varios colores, las azules y verdes son las más conocidas, aunque también las hay con tonos amarillos. Incluso existe una variedad blanca, que se confunde fácilmente con la piedra de luna.

LAs propiedades que se le reconocen son muchas. Es una piedra muy energética y protectora, que alivia sensaciones de depresión y ansiedad. Además estimula nuestra creatividad y la memoria. Si todo esto fuera poco, también parece muy adecuado para cualquier tipo de dolencia relacionada con los huesos… (artritis, reuma etc) . Si queréis conocer estas propiedades no dejéis de consultar las paginas de internet dedicadas a estos temas, porque la verdad es que los benefcios que parece aportar este mineral son muchos.

IMG_7402IMG_7407IMG_7326

Pero lo que a mi me ha fascinado es la mitología que se esconde detrás del descubrimiento de esta piedra. Parece ser que los   inuit de la zona donde se encontró por primera vez,  creían que la aurora boreal había quedado atrapada en las rocas frente a la costa de Labrador. Un antiguo guerrero liberó estas luces en el cielo del norte rompiendo las rocas con su lanza. Pero, cuenta la leyenda, que algunas de las luces permanecieron atrapadas en la piedra.

 

A mi me gusta pensar que un recuerdo de las auroras boreales brilla dentro de mis anillos…..

IMG_7081

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s